Propiedades y beneficios del CBD

El cannabidiol (CBD) es un componente extraído de una planta llamada Cannabis Sativa. Estudios llevados a cabo por profesionales de Estados Unidos revelan que el producto, entre otras cosas, alivia dolores a nivel muscular.

Por esta razón, cada vez es más habitual ver comprar CBD a pacientes que padecen de dolores prolongados. Es importante tener en cuenta todo lo relacionado con este producto para evitar efectos y consecuencias no deseadas.

Qué es el CBD, sus ventajas y desventajas

El CBD, al ser un producto que proviene de la planta llamada marihuana, solo puede ser adquirido en los países donde su legislación lo permita. Quienes se especializan en este tema, hicieron un descubrimiento importante. Si la sustancia que se saca de ella posee poca cantidad de THC (tetrahidrocannabinol), no ocasiona los efectos dañinos que se le atribuyen. Como, por ejemplo, euforia, adicción, etc.

El CBD está aceptado para tratamientos de salud por su bajo nivel de THC y su efecto positivo en el alivio de los dolores. Por lo que se comercializa de manera legal en farmacias.

¿En qué presentaciones se pueden conseguir?

Su principal objetivo es la eliminación de los dolores crónicos a los que los pacientes no consiguen calmar con nada. También está aprobado para los pacientes que convulsionan. Podrás solicitarlos en los establecimientos donde se expenden medicinas en las siguientes presentaciones:

  • Aceites
  • Cremas
  • Líquido vaporizado
  • Cápsulas a base de aceite
  • Cósmeticos CBD

Siempre es mejor acudir a un médico especialista, antes de tomar decisiones personales y automedicarse. Es más seguro de esa manera, pues si tuvieras algún efecto desagradable o incómodo, puedes solicitar la ayuda y opinión de tu médico tratante.

Cómo y cuándo utilizar el CBD

La administración de Alimentos y Medicamentos (o FDA, por sus siglas en inglés) ha aprobado la realización de medicinas basadas en los componentes de la marihuana. Se utilizan para este fin las sustancias que no causan los efectos graves a nivel cerebral, ni la adicción que produce cuando se consume como droga ilegal.

En tanto, la utilización del CBD no hace que la persona se sienta drogada. Se recetan en pacientes con dolencias insoportables creadas por las enfermedades que padecen y no se conoce otra manera de aliviarlas. Sirve para tratar las siguientes patologías:

1. Síndrome de Dravet

Su origen es genético, normalmente se padece desde la niñez. Sus síntomas son fiebre y las convulsiones que estas altas temperaturas corporales provocan. Si las convulsiones empeoran con el tiempo, el paciente termina convirtiéndose en epiléptico.

Según Billy Dunn, director del departamento de productos neurológicos de la FDA, el cannabidiol disminuye los efectos de la enfermedad. Esto deriva en mejoras sustanciales en la calidad de vida del enfermo.

2. Síndrome de Lennox-Gastaut

Este síndrome también provoca convulsiones que aparecen entre los 3 y 5 años de edad. Es un tipo de epilepsia que no tiene una causa clara. Los niños que la padecen tendrán retraso en el desarrollo y estarán discapacitados intelectualmente.

Se realizó un estudio en una cantidad de niños que presentan estos síndromes. A un grupo se les trató con placebo y a otro con CBD. Los resultados mostraron una disminución significativa de las convulsiones en los niños que fueron medicados con cannabidiol.

Conoce más acerca del producto

Siempre es bueno investigar en profundidad cuando se trata de un producto que nunca has utilizado. Si es tu caso con el CBD, asegúrate de tener todas las respuestas a las preguntas que te haces con respecto a su uso. Nunca está de más cualquier información extra que pueda ser corroborada. Tu salud física y mental son primordiales.